Estaciones del año con la mesa de luz

Estaciones del año con la mesa de luz

Cada 3 meses el paisaje que nos rodea cambia sorprendentemente. Trabajar las estaciones del año permite a los niños y niñas ha conectarse con la naturaleza, plantas y animales, así cómo del clima. Los pequeños aprender que algunas cosas suceden de forma cícilica.

Mediante la mesa de luz, podemos hacer presentes en nuestras casas las diferentes estaciones del año, y  que los más pequeños conozcan los elementos más característicos de cada estación.

La mesa de luz nos permite trabajar el ciclo de las estaciones de una forma lúdica

¿Cómo trabajar las estaciones con la mesa de luz?

El primer paso consiste en hacer la recogida o elaboración del material para trabajar la estación. Una vez tenemos el material lo colocamos en la mesa de luz para que las niñas y los niños lo toquen, lo manipulen y observen.

Primavera

Para trabajar esta estación fuimos al campo a recoger flores. Vimos mariposas y los campos llenos de colores y flores.

Verano

El vivir en una ciudad de costa, con preciosas playas, nos permite disfrutarlas durante todo el año, pero es en verano cuando más disfrutamos de ellas.

Para trabajar el verano hicimos gelatina, la teñimos de azul y pusimos los distintos elementos que habíamos recogido en la playa o que teníamos por casa. Los niños desenterraron los elementos de la gelatina.

Otoño

Para trabajar el otoño volvimos a salir al campo, allí recogimos hojas secas y piñas. Observamos como el paisaje había cambiado. Les encanta manipular las hojas secas, estrujarlas, oir como crujen.

Invierno

Para el invierno hicimos nieve artificial con bicarbonato y agua fría. En esta entrada explicamos Cómo hacer nieve artificial casera

Realizar esta actividad acompañado de un adulto


Gemma

Médico especialista en Medicina Preventiva y Salud Pública, madre de dos hijos. Aficionada al patchwork, manualidades y viajar. Bloggera en mi tiempo libre

¡Déjame tu comentario!